dimarts, 22 de maig de 2012


Le damos millones de euros y además se quedan con nuestras viviendas

Rescatan a Bancos y Cajas para socializar las pérdidas, premian a sus ejecutivos con indemnizaciones millonarias. Rescatemos las deudas del pueblo, impidamos los desahucios

La CGT, ante el nuevo expolio y robo del erario público, llevado a efecto por la Banca, sus banqueros y ejecutivos, de la mano del Gobierno del PP, denuncia tajantemente ante la opinión pública, lo que se está convirtiendo en un modelo de sociedad antidemocrática, autoritaria y despótica, gestionada por el gobierno a golpe de Decretazos todos los “viernes negros” en el Consejo de Ministros.

La estafa al pueblo es de libro. Hacer reformas y políticas contrarias al programa electoral, rescatar con “nacionalizaciones” las pérdidas de la banca (por ejemplo, Bankia), pagar las deudas con unos intereses de usura a una banca y unos mercados impunes que exigen recortes en los derechos fundamentales básicos: educación, sanidad, pensiones, servicios públicos, precariedad y explotación en el trabajo, desempleo...  

El Decreto último de “rescate del sector financiero”, entrega a la banca todos los miles de millones de euros que necesiten para sanear todas sus cloacas, su basura financiera, sus cuentas de pérdidas, su especulación del suelo, el “ladrillazo”, el despilfarro... Este Decretazo no obliga a que el rescate se pague con los miles y miles y miles de millones de euros de beneficios obtenidos por el sector financiero y sus ejecutivos desde 1995.  

Todo este dinero público robado al pueblo, a las y los trabajadores, lo están recortando de la educación pública, nuestra salud, nuestro derecho a ser cuidados en situaciones de dependencia, nuestros empleos, nuestra libertad.

Los dos anteriores Decretos del gobierno del PP, de Recorte de derechos sociales fundamentales, la Educación y la Sanidad, sustraen 10.000 millones de euros y, niegan la igualdad de oportunidades en el acceso a la educación para las clases populares, eliminan puestos de trabajo del profesorado, reducen la calidad de la enseñanza, convierte la enseñanza en mera mercancía al servicio de un mercado de trabajo precario, descualificado y explotador y niegan la asistencia sanitaria universal,  gratuita y de calidad, para una población muy numerosa (migrantes), a la vez que nos hacen re-pagar medicinas, tratamientos ortopédicos... poniendo en grave riesgo la salud de toda la población.

La CGT vuelve a requerir, ahora más que nunca, que SALGAMOS A LA CALLE, y hagamos posible con nuestra movilización, en desobediencia civil, que banqueros, financieros, ejecutivos, ricos y la clase empresarial, al igual que la clase política, sean llevados ante la justicia para que se les haga pagar la crisis cuyas consecuencias tan negativas está significando para la sociedad en general y para las clases populares en particular.

VUESTRAS CRISIS NO LAS PAGAMOS

Secretariado Permanente del Comité Confederal

DIFUNDE EN LA RED