dilluns, 18 de juliol de 2011

CGT no acepta los recortes de personal en la Administración del Consell.

El Consell es el único responsable del déficit público y del deterioro de los servicios públicos, no vamos a consentir que sean los trabajadores los que paguen los platos rotos.

La CGT va a emprender acciones judiciales porque, aunque el Consell lo pretenda ocultar, lo que está haciendo realmente es una reordenación de personal. Ahora mismo SE ESTÁ CESANDO A PERSONAL INTERINO Y ANUNCIAN AMORTIZACIONES DE PUESTOS DE TRABAJO. Nada de esto ha seguido un procedimiento legal ni se ha negociado con los representantes sindicales.

Consideramos que estas decisiones son arbitrarias.

Con la excusa de supuestas medidas de AUSTERIDAD han cesado a altos cargos, QUE RECOLOCAN en puestos PRIVILEGIADOS en entidades públicas, QUE A LA VEZ EJECUTAN RECORTES contra trabajadores de a pie. Es el caso de AVAPSA, dependiente de la Conselleria de Justicia y Bienestar Social.

Pagan los de siempre y ganan los mismos.

La CGT ha dirigido una propuesta de acción conjunta al resto de sindicatos. Creemos que la acción más efectiva contra estos recortes es:

Movilización del trabajador. Cualquier ataque injustificado, respuesta colectiva: juntos podemos.

Asambleas dirigidas a todo el personal del sector público, incluídas empresas y entidades públicas, para evaluar y diseñar una respuesta organizada.

La CGT va a impulsar y a exigir QUE RESPONDAN LOS POLÍTICOS CON SU PATRIMONIO de las PÉRDIDAS provocadas a la Hacienda Pública y al retroceso de los derechos sociales del ciudadano, al igual que se ha hecho en Islandia o como se baraja desde el movimiento 15 M.

Demostrar a la sociedad que los empleados públicos no somos como los políticos, solo de esta forma recobraremos el prestigio profesional que se han encargado de destruir.

Destapar los casos de uso fraudulento del dinero público. La CGT ha puesto en marcha un servicio de denuncias cgtleaks que ha sido todo un éxito, recibiendo denuncias sobre todo de enchufismo y posibles malversaciones. Van a ser tramitadas ante los tribunales. Continuaremos con esta campaña de denuncia pública contra la corrupción y para ello solicitamos la colaboración de los empleados públicos.

Hemos de recuperar el verdadero sentido de la función pública: garantía de legalidad y gestión honrada del dinero público.

Ya basta de dejarse arrastrar por políticos corruptos.

De una respuesta colectiva bien organizada va a depender la supervivencia de nuestros puestos de trabajo y del mismo servicio público.

No podemos esperar más.

DIFUNDE EN LA RED