dimarts, 5 d’abril de 2011

Tras varios años de ausencia en la Generalitat, la CGT comienza una nueva etapa con la intención de responder a una necesidad muy clara: la CAÓTICA SITUACIÓN de la Administración Pública del Consell exige la presencia de un sindicato que se enfrente con firmeza y sin concesiones a un poder político que está actuando CONTRA los intereses de los empleados y empleadas públicas y CONTRA los intereses públicos, con absoluta impunidad, gracias al COLABORACIONISMO de un sindicalismo totalmente domesticado.

Nuestra propuesta en la Administración del Consell:

Frente a la ofensiva privatizadora y de recortes en la Administración del Consell y el SILENCIO CÓMPLICE de los sindicatos mayoritarios, la CGT va a actuar contra la privatización en todos los frentes: judicial, movilización, medios de comunicación, etc.

Frente a una ley de función pública valenciana que ignora la privatización, fomenta la discrecionalidad y la arbitrariedad, PACTADA en su mayor parte por los sindicatos mayoritarios, la CGT defiende su modificación inmediata y velará por el cumplimiento de principios constitucionales y legales, para evitar los abusos  en la gestión de la función pública.

Frente a la escandalosa suplantación del funcionario y funcionaria públicos en el ejercicio de potestades públicas, la CGT va a actuar denunciando estas situaciones en todos los frentes.

Frente al silencio cómplice ante los casos de enchufismo en el sector público, la CGT los va a denunciar.

Frente al silencio ante los acuerdos incumplidos, la CGT instará que se cumplan.

Frente a la desmovilización constante de los empleados y empleadas, la CGT va a impulsar la movilización frente a la degradación de nuestros derechos.

Frente a  la promoción descarada de sistemas privados de pensiones, ¡¡¡ no con nuestro dinero, que nos devuelvan el dinero aportado al plan de pensiones de la Generalitat ¡¡¡, la CGT apoya el sistema público de pensiones y la mejora voluntaria de las pensiones públicas.

Frente a la corrupción política y contra quienes guardan silencio sobre ella, la CGT denunciará los casos de corrupción y a quienes pretenden encubrirlos.

Y contra un largo etcétera que tú mismo puedes completar porque lo sufres diariamente, la CGT se ofrece a luchar contigo.

El sindicalismo está domesticado y ésa ha sido la gran operación del sistema capitalista: la domesticación. Y a la vez nos dice que somos libres, eso sí que es cruel
José Saramago


¿Qué es la CGT?

La CGT representa un sindicalismo alternativo y participativo que lucha de verdad por los derechos e intereses de los trabajadores y trabajadoras.

Los servicios públicos están en peligro y tu puesto de trabajo también.

La crisis actual ha derivado en un ataque despiadado hacia todo lo público. Los verdaderos responsables de la crisis, banqueros, grandes empresas y políticos vendidos y corruptos pretenden aplicar los procesos de liberalización de forma generalizada a todos los servicios públicos.

La CGT os ofrece un proyecto sindical alternativo para conseguir frenar la dinámica actual de desmantelamiento y privatización de los servicios públicos. Alternativo frente a un sindicalismo que ha hecho demasiadas concesiones al poder y que con su colaboracionismo ha conseguido la desmovilización de los empleados y empleadas públicas, y la paralización de todas las acciones que puedan frenar dicho proceso, a cambio de la satisfacción de unos intereses que, desde luego, no son los de los trabajadores y trabajadoras del sector público.

La sanidad pública, la educación pública, los servicios sociales, todos  los servicios públicos en general, son un patrimonio de todos los ciudadanos y ciudadanas, que los empleados y empleadas públicas debemos defender ante la perversa intención de convertirlos en un negocio más.

Tu puesto de trabajo peligra porque se imponen las más salvajes tesis neoliberales que pretenden acabar con la gestión pública, potenciando en todos los ámbitos de lo público la falsa teoría de la mayor eficacia de la gestión privada. Su único interés es el de hacer negocio y obtener el máximo beneficio a costa de una patrimonio de todos los ciudadanos y ciudadanas que están dilapidando a un ritmo escalofriante.

Todavía estamos a tiempo de cambiar el rumbo, y en ello está la supervivencia del servicio público y de nuestros puestos de trabajo.

Por ello, solicitamos vuestro apoyo, el cambio es posible y necesario y tú puedes conseguirlo.

CONFÍAR EN CGT es defender la dignidad del empleado y empleada pública y del sindicalismo, el principio de legalidad, el rechazo activo de la corrupción, la supervivencia y calidad de los servicios públicos, la lucha contra la privatización!

DIFUNDE EN LA RED